Si pudieras mejorar tus resultados en carrera sin tener que comprar material nuevo o entrenar más… ¿por dónde empezarías? Debes considerar tu preparación mental para tener éxito en las carreras.

Las actitudes, creencias y mentalidad que adoptas durante una carrera dictan tu éxito en el desempeño. El primer paso para mejorar tu preparación mental para las carreras es comprender cómo puedes sabotear tu éxito con la duda, las altas expectativas, el perfeccionismo y otros obstáculos mentales.

Aquí tienes los seis errores más costosos para tus carreras.

1. TENER EXPECTATIVAS ESTRICTAS SOBRE TU RENDIMIENTO

A pesar de lo que puedas haber escuchado acerca de las expectativas positivas, el mantenimiento de altas expectativas de resultados puede limitar tu éxito en las carreras. ¿Por qué las altas expectativas te limitan? Si no logras tus expectativas previas a la carrera, durante la competición empezarás a dudar de ti mismo.

Además, las expectativas suelen ser sobre los resultados, tales como lograr una estadística personal, posición alta o ganar. Los ciclistasjuzgan su desempeño en cada disciplina en base a sus expectativas. En la mayoría de los casos, las expectativas hacen que los competidores se enfoquen en los resultados y sientan más presión para desempeñarse en su apogeo, lo que puede convertirse en ansiedad o preocupación antes de la carrera.

2. SALIR DE LA AUTO-CONFIANZA HACIA LA OPORTUNIDAD

La confianza en tí mismo es el mejor amigo de un ciclista. Si tienes un alto nivel de creencia en tu capacidad, es difícil sentirte ansioso. Desafortunadamente, muchos competidores dejan su confianza al azar. Esto significa que no toman la plena responsabilidad de sentirse seguros al comienzo de la carrera.

¿Esperas para sentirte confiado en tus habilidades sólo cuando tienes un buen comienzo a la carrera? Si es así, estás dejando la confianza al azar o a los resultados inmediatos.

¿No estás seguro de cual será tu rendimiento antes de una carrera? ¿Dudas de tu habilidad para terminar fuerte? Tu principal objetivo es ser proactivo con tu confianza antes de la carrera. Debes alimentar tu confianza -como el combustible de tu cuerpo- antes del comienzo, no reaccionar a lo que está sucediendo a principios de la carrera.

3. PREOCUPARTE DEMASIADO SOBRE EL RESULTADO

Tu preocupación antes de la carrera, la ansiedad o la tensión puede provenir de varias fuentes dependiendo de tu disposición única. La mayoría de los ciclistas se preocupan demasiado por los resultados, por cometer errores durante una carrera o cuando piensan cómo deben terminar en comparación con otras personas.

El miedo al fracaso es la principal razón por la que los ciclistas no se desempeñan tan bien en las carreras como en el entrenamiento diario. La mayoría de las veces, el miedo al fracaso tiene sus raíces en dos áreas:

la aprobación social o preocuparte por lo que piensan los demás
el síndrome de recompensas o preocuparte de que todo el trabajo duro que haces para tener éxito podría no ser rentable
Debes entender tu miedo subyacente para que puedas superar esta forma de auto-sabotaje.

4. MALINTERPRETAR LOS NERVIOS PREVIOS A LA CARRERA

Cada ciclista experimenta nervios antes de la carrera. Estos son los sentimientos de emoción antes del comienzo de una carrera. Sin embargo, algunos ciclistas convierten los nervios previos a la carrera en ansiedad de rendimiento. Y la ansiedad por el desempeño te retrasará porque no puedes confiar en tu plan o habilidades.

Los nervios previos a la carrera son una parte natural de tu proceso de competición, pero la ansiedad previa a la carrera hará que entres en un estado de tensión, te preocupes de tu rendimiento y en última instancia no puedas desplegar toda tu capacidad.

Los ciclistas experimentados dan la bienvenida a los nervios previos a la carrera. Los nervios positivos ayudan a inculcar un nivel óptimo de activación o excitación mental, lo que puede aumentar tu concentración. Tu habilidad para aceptar los nervios antes de la carrera es fundamental para tener un buen comienzo y un rendimiento consistente. Muchos ciclistas interpretan el nerviosismo antes de la carrera como ansiedad, lo que los hace sentirse estresados o ansiosos y, por lo tanto, centrarse en las señales de rendimiento equivocadas.

5. PREOCUPARTE DEMASIADO SOBRE LO QUE PIENSAN LOS DEMÁS

Para muchos ciclistas, una gran fuente de preocupación antes de la carrera por el rendimiento proviene de la aprobación social o la necesidad de que otros “aprueben” su desempeño. Si éste es tu caso, puedes sentir la necesidad de ser admirado, aceptado, respetado, o gustado por compañeros competidores, compañeros de equipo o entrenadores.

Esto lleva a muchos ciclistas a preocuparse por el desempeño pobre y evitar los errores porque piensan que el resultado influye en lo que otros piensan sobre ellos.

Por lo tanto, si anhelas la aprobación de otros, como compañeros de equipo o competidores, es más probable que te vuelvas ansioso o tengas miedo de fracasar en la competición. Tu necesidad de aprobación de otros apoya tu miedo al fracaso. Los ciclistas que necesitan la aprobación de otros para sentirse seguros de sus habilidades son propensos a la ansiedad antes de la carrera.

6. ESFORZARTE POR RENDIR A LA PERFECCIÓN

El perfeccionismo puede ser una desventaja para los ciclistas. El perfeccionismo realmente puede ralentizarte durante la competición. Por ejemplo, los ciclistas perfeccionistas tienen expectativas increíblemente altas sobre su rendimiento. También carecen de confianza en la competición. Sin embargo, el perfeccionismo te puede ayudar con la práctica a que estés mejor orientados hacia los objetivos, comprometidos y te esfuerces por mejorar tus habilidades.

¿Cómo intentar ser perfecto te frena durante las carreras?

Cuando los perfeccionistas intentan actuar perfectamente, se frustran fácilmente con los errores y, a menudo, se quedan atrapados en una “mentalidad de entrenamiento” cuando se presentan en carreras. Ninguna de estas características es ideal para interiorizarla antes de una carrera.

(fuente: Dr. Patrick Cohn)